En el último minuto del episodio final de la cuarta temporada de A dos metros bajo tierra (hay una quinta), David, el hijo mediano de los Fisher, se levanta de la cama en la madrugada, atormentado por una reciente y traumática experiencia, preguntándose qué debe hacer para superarla de una vez. Frente a la ventana le espera su padre muerto, fumando mientras ve caer la lluvia.

Has sido valiente, hijo, le dice, estoy orgulloso de ti. No estoy seguro de haber hecho lo correcto, responde David; y, sobre todo, no sé qué hacer a partir de ahora. El padre, que aparece en momentos cruciales pero también triviales de la vida de su mujer y sus hijos, no para plantearles soluciones sino más preguntas, como alguien que desde su condición de muerto un tanto sabio y un tanto cínico viene a recordarles que la vida es imprevisible, caprichosa e inasible, que es inútil buscar soluciones globales o definitivas, mira a su hijo con una sonrisa condescendiente: todavía no lo has entendido, le dice. ¿Qué tengo que entender? pregunta David. El padre muerto contesta: ¿que qué puedes hacer? Puedes hacer lo que quieras: estás vivo; ¿qué es un poco de sufrimiento comparado con eso?

A David se le ilumina el rostro fugazmente, aliviado por un instante del peso de las terribles dudas acerca de cómo actuar en relación con su dilema. Es cierto, parece pensar; pero enseguida baja de nuevo la cabeza: no, no puede ser tan sencillo, susurra. El rostro del padre cobra una súbita seriedad para contestar: ¿y si lo fuera?

Anuncios

18 comentarios en “¿Y si lo fuera?

  1. Me quedo con la opción del padre, si estás vivo siempre puedes intentar solucionar tus problemas; si no lo haces, estando vivo, serás un muerto que camina.
    Besitos mañaneros

  2. Hummmmmm me gusta muchísimo lo que has escrito, es una preciosidad. No he visto esa serie nunca, ni creo que me anime a verla ahora pero es una escena de primera división.

    Lo que ya no sé si me gusta tanto es adivinar un poco lo que hay detrás. Está uno vivo, sí, pero ¿tanto ha de costarnos vivir? Aunque igual es sencillo despojarnos de todo eso que nos hace sufrir, seguro que lo es.

    Volveré a leerte. Un beso Chico Guapo.

  3. Me ha gustado muchísimo, me siento totalmente identificada. Entre tu y yo..a mi tambien me hablan mis padres muertos y me dicen lo mismo. Por eso casi no los voy a ver al cementerio, los tengo en casa. Mamá me ayuda a no tener miedo nunca mas, a las habitaciones oscuras y Papá se ocupa de ayudarme en el trabajo que falta me hace, siempre intenta que esté desahogada. Cuando vivía, siempre se preocupaba de mis negocios, decía que siempre estaba metida en líos jajaja.
    Muchos Besitos Albert 🙂

  4. Bueno.. el padre ha quedao divinamente… eso si

    .. y ya puestos, don usted.. no me podria contar el final de Perdidos?? yo es que acaso veria un par de capitulillos.. pero me quedé con la intriga, quillo…

    besos…

  5. yo también veo al mío a veces…en el espejo, la verdad sigue teniendo una galanura impresionante, y me viene a decir lo mismo…¿que mas quieres?…no se abuelo, no se…le contesto…lo malo es q me sigue abroncando al aparcar…..

    1. quizás sean ambas cosas, q anonimo/Aporiaox sigue sin aparcar bien del todo..aunque su coche pite antes de chocar…..será que no aparca una vida q no era la suya…será q su papi no es q se le aparezca si no mas bien solo en ocasiones no lo advierte……será..aun cavilando…joder Albert—como todo lo hagas igual….
      Anonimo/Aporiaox (cosas de entrar desde marcadores…..y no firmar)

      1. Aporiaox, confieso que no sé a qué te refieres con ese “joder Albert, como todo lo hagas igual”. Me he perdido. En todo caso, intento ir variando, como todos. Saludos.

      2. ay¡¡¡ albert, a cavilar y poner a cavilar me refería..a más nada…que en si es un todo…de ahi la agradable sorpresa de leerte…parafraseando a Les Luthiers (incluso si no fuera cierto que lo dijeran) “…alguien me arrastró a este blog y nunca tuve tiempo suficiente de agradecerselo…”….besos insomnes
        Aporiaox

  6. Bonita idea, Chof. Ese “puedes hacer lo que quieras, estás vivo”, puede interpretarse exactamente como tú lo has hecho: si no haces lo que quieres, o al menos no lo intentas, estás muerto. Besos noctámbulos.

    Gracias, Jonei. La serie entera es de primera división; junto con The Wire, quizá lo mejor que se ha hecho en los últimos años, y no hablo sólo de TV, sino también de cine. Eso sí, no es apta para estómagos delicados, diría yo. Nos complicamos la vida, la inmensa mayoría de las veces innecesariamente, sin duda. Un beso, chica guapa.

    Bonito, Invisibla. La gente que nos quiso nunca se va del todo. La vieja disputa entre el amor y la muerte. Muchos besos, guapa. Gracias.

    Jajaja, Lunera, ahí me pillas por los pelos. No suelo ver ese tipo de series, pero esa sí me enganchó, desde el principio hasta el final. En contra de la opinión general, a mí el final me pareció espléndido. No, por supuesto que no te lo voy a contar: destripar las historias debería estar incluido entre los pecados capitales. Besos.

    Magníficas tres líneas esas tuyas, Anónimo. Espero seguir viéndote por aquí. Saludos.

    Jajaja, Tesa. Se ve que el hombre se quedó con ganas de decir cosas. Hay gente que no calla ni muerto, ya sabes.

  7. amo a ve, chiquillo… que no es un libro ni una peli de estreno… es una serie que la ha visto una jartá de gente,, en varios canales además.. y supongo que ya estarán hasta reponiendo… y tampoco te he pedio que hagas un post,, solo que lo cuentes.. a mi.. ejem jajajajaja

    nota: sepas que en mi memoria de elefanta se guardan todos estos desplantes…

  8. Por lo poco que recuerdo de él (tengo la serie en espera para volverla a ver, esta vez bien y por su orden, mirándome desde su carpeta), David era un hombre aficionado al tormento. Una solución sencilla como esa por fuerza no puede ser de su agrado. Nos pasa un poco lo mismo a todos: nos cuesta aceptar que todo en realidad es mucho, mucho más sencillo.

  9. Lunera con el corazón partío y con memoria de elefanta. Hace años, en otro lugar (la red es un milagro, cualquier chorrada que se nos ocurre queda ahí registrada para siempre) escribí esto a propósito de Perdidos, antes de que la serie hubiese llegado al final:

    “Por cierto, Lost sí que es innovadora: única historia, que yo recuerde, en la que se fideliza al público planteándole un misterio tras otro sin resolverlos nunca; hasta que la acumulación de incógnitas es de tal magnitud que el espectador intuye que no habrá tiempo en la eternidad para resolverlas todas, pero aún así pide más y más misterios. Una tomadura de pelo inaudita, perfectamente consensuada entre autores y espectadores. Es un género nuevo: del mismo modo en que el melodrama o el terror proporcionaban magníficos momentos de desconsuelo o de miedo, ahora disfrutamos como enanos con el hecho de ser vilmente engañados. El signo de los tiempos”.

    De modo que si lo que quieres, como parece, es conocer la solución de todos y cada uno de esos misterios, me temo que te quedarás sin saberlo: como yo ya intuía cuando escribí eso, efectivamente el final de la serie deja todas esas incógnitas en el aire. En su lugar, propone una especie de “solución global” que a mí me gustó mucho, y que podría resumirse en una única frase, frase que casualmente es el título de uno de los discos de la banda de rock asturiana “Ilegales”. Hala, a investigar jajaja. Besos.

  10. K, sin duda confundes a David con Nate, el hermano mayor. Efectivamente, Nate podría definirse de algún modo como “un hombre aficionado al tormento”: pierde su vida teorizando, buscando sentido y justificación a todo lo que le acontece, sin comprometerse nunca en nada. David, por el contrario, vive su vida con naturalidad, sin hacerse preguntas: intenta ser feliz, nada más. Sí, así lo creo yo también: todo es más sencillo.

  11. No, no lo confundía. Lo que sí puede pasar es que no conozca bien a ninguno de ellos, porque nunca llegué a ver la serie lo bastante como para conocerles. De David recuerdo (ya veo que erróneamente) sus luchas internas, la diferencia inabarcable entre la persona que ve su familia y la persona que él realmente es en su interior, y que esas luchas le condicionan la existencia, le plantan en la cara un rictus permanente de amargura. Lo recuerdo como un personaje rígido en sus convicciones, firme en su concepción del bien y el mal, lo correcto y lo incorrecto, el deber contrapuesto a la vida y con muchos problemas para encajarse a sí mismo en esos conceptos. Me refiero al hermano pequeño, interpretado por el actor que ahora es Dexter Morgan.

    Pero claro, todo eso es solo la imagen que saqué yo de los pocos capítulos que vi. ¿Me pasé proyectando? Podría ser. Cada vez me das más ganas de empezar a verla.

  12. K, es exactamente como dices, en ambos sentidos: en primer lugar, el retrato que pintas de David (efectivamente, el actor que luego interpretó a Dexter) es perfecto, no quitaría ni añadiría una coma. Pero sucede que esas luchas internas y esa dificultad para encajarse a sí mismo se refieren a un único aspecto de su vida que tú prudentemente callas para no destripar nada, pero que a mí me parece patente desde el primer capítulo, y por tanto no hay por qué tener miedo a develarlo: su homosexualidad.

    En segundo lugar, si sólo viste esos primeros capítulos, es muy lógico que te hayas quedado con ese retrato, por fuerza incompleto y por tanto distorsionado en gran medida. Si sigues viéndola, comprobarás muy pronto que efectivamente, por usar tus propias palabras, te pasaste proyectando, como le hubiese sucedido a cualquiera. Uno de los méritos de esa serie es el minucioso retrato psicológico de los personajes, tan minucioso y fino de hecho que por momentos uno no tiene la sensación de estar viendo ficción, sino la propia vida (y muerte) en directo. Saludos.

Comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s